contadores

¿DONDE ESTA SATANAS HOY DIA?

“…el mundo entero está bajo el maligno” 1 Juan 5:19

Uno de los principales puntos de discrepancia entre las distintas posturas teológicas evangélicas, es la enseñanza de satanás y de su actual influencia en el mundo. Para quienes creemos firmemente en un futuro reinado milenial, literal y corporal del Señor Jesucristo, creemos también literalmente lo que dice el texto citado como encabezamiento de este artículo. Es decir, actualmente satanás o maligno, tiene el dominio o poder sobre todos los estamentos que rigen los estados de este sistema, mundo u orden; en otras palabras, los poderes facticos y las distintas estructuras del estado, tales como el poder ejecutivo, legislativo, contraloría; incluyendo además los magistrados y el magisterio; todo esta profundamente influido por el maligno. Por eso vemos el mundo como esta y como va de mal en peor.

Sin embargo, aunque la razón presentada es simple, precisa y concisa, pero no menos profunda; muchos evangélicos piensan que satanás está lejos del mundo real, por lo tanto, no puede influir en la sociedad de este sistema, y agregan que es “la iglesia” la que debe influir de tal manera en este mundo, a fin de transformarlo y “ganarlo” para Cristo. ¿Ha oído esto alguna vez?

Lo que parece atractivo y motivador, termina siendo una postura doctrinal sin sustento bíblico y carente de consistencia. No solo porque vemos un mundo que va de mal en peor, sino que vemos una “iglesia” que también marcha en esa misma dinámica. La idea de este artículo es citar algunos pasajes de la biblia, y con la ayuda del Señor, aclarar y defender firmemente la enseñanza de que satanás aún tiene en su dominio el poder temporal (por voluntad soberana de Dios), y que solo El Señor Jesucristo cuando venga por segunda vez, establecerá su Reinado de Justicia como lo anuncia desde siglos La Palabra de Dios.

¿Satanás está atado?

Quizás Ud. estimado lector conoce que los “amilenaristas” (aquellos que no creen en un futuro reinado milenial del Mesías), sostienen que satanás fue atado en la primera venida del Señor, y que el tiempo actual seria el “milenio” cuyo marco de tiempo de “mil años” como lo indica Apocalipsis 20: 1-3, correspondería solo a un simbolismo de un “largo tiempo”. En otras palabras, ellos no creen los “mil años” literalmente, sino que dicen que el reino de Dios ya está presente aquí y ahora en cada creyente, y por cierto en la iglesia; por lo tanto, satanás no puede influir a las naciones ni menos a la iglesia porque el tal, ya está atado.

Así mismo, en medio de inconsistencias, los amilenaristas afirman que satanás está atado, pero no completamente, sino que él sigue activo y capaz de hacer mal. Alguien osado llego a decir que la cadena con la cual está atado satanás es larga, por lo que le permite tener un rango de acción para hacer el mal. Esto es absurdo y no es lo que enseña directamente La Palabra de Dios, sino que una evidente interpretación. Veamos el pasaje:

“Vi a un ángel que descendía del cielo, con la llave del abismo, y una gran cadena en la mano.  Y prendió al dragón, la serpiente antigua, que es el diablo y Satanás, y lo ató por mil años;  y lo arrojó al abismo, y lo encerró, y puso su sello sobre él, para que no engañase más a las naciones, hasta que fuesen cumplidos mil años; y después de esto debe ser desatado por un poco de tiempo” Apocalipsis 20: 1-3

La primera pregunta debería ser ¿Cuándo ocurrió esto? Bueno, los amilenaristas dicen que ya ocurrió cuando El Señor vino por primera vez, y su tesis es defendida con algunos pasajes de la biblia, tales como, Mateo 12:29, Lucas 10:17-18, Juan 12:31, 16:11b, Colosenses 2: 15, entre otros. Ellos afirman tenazmente que Cristo “ato” a satanás y que se cumplió el pasaje de Apocalipsis 20: 1-3

Evidentemente todos aquellos pasajes tienen que ver con el Poder del Señorío de Jesucristo, de su gloriosa obra en la cruz y de su victoria ante satanás. Eso jamás estará en discusión. Sin duda alguna, debemos siempre decir que Cristo venció la muerte y a aquel que tenía el impero de la muerte, esto es, al diablo (Hebreos 2:14). Sin embargo, tales textos ¿afirman categóricamente, y en armonía al resto de las escrituras, de que satanás ya está atado y que no puede influir a las naciones en la actualidad? ¿Podemos con estos pasajes decir fehacientemente que ya estamos viviendo el reinado justo del Mesías descrito en detalle por las sagradas escrituras? ¿Podemos observar a las naciones comportándose de tal manera, que confirmamos que satanás ya está atado? O tal realidad indiscutible y objetiva de un mundo que “se cae a pedazos”, ¿nos debe motivar a abrir la imaginación para enseñar que, si bien satanás ya está atado, pero que la cadena de su prisión es muy larga y por esa razón es que el diablo sigue molestando? ¿No es que habrá en la interpretación “amilenarista” algunas inconsistencias que deben ser revisadas nuevamente? O ¿permaneceremos fieles hasta la muerte con aquella frase “así me enseñaron, y así voy a morir” aferrados a una confesión dictada en algún sínodo?

Creo que preguntas como esta deberíamos hacernos frecuentemente, buscando la respuesta en la biblia con una hermenéutica literal y no alegórica. Craso error es aferrarse a un catecismo o confesión para concebirlo como algo irrevocable. Que Dios nos dote de su humildad para rectificar y reformar lo que sea necesario.

La raíz del problema es evidentemente el método de interpretación de la biblia. Es decir, podemos argumentar y contra argumentar este y muchos otros puntos de divergencia, pero mientras no comencemos el análisis desde una base sólida de interpretación bíblica, no podremos llegar a la unanimidad doctrinal. Los amilenaristas tienen un método de interpretación del apocalipsis que se conoce como “paralelismo progresivo” que consiste en explicar que los hechos narrados en el libro de apocalipsis no tienen una cronología secuencial, sino que serían hechos que se muestran de manera paralela en la actualidad. Por ejemplo, cuando vemos Apocalipsis 19: 11 donde aparece el Jinete del caballo blanco que es el Señor Jesucristo en su segunda venida, los amilenaristas dicen que aquello sí es un evento futuro, sin embargo, advierten que lo dicho en Apocalipsis 20: 1-3 no es un acontecimiento posterior a la segunda venida de Cristo, sino que es un hecho pasado, que ocurrió con la primera venida de Cristo, e inclusive presente, con el reino de Dios aquí y ahora. Es decir, el capítulo 19 de apocalipsis es futuro, pero el capítulo 20 es pasado y presente. Este enredo solo nos hace pensar que hay una inevitable inconsistencia, ante el orgullo de no querer reconocer la necesidad de revisar esta enseñanza dogmática de los catecismos que las iglesias reformadas mantienen por siglos.

Orígenes, Agustín de Hipona y los reformadores

Es necesario considerar muy brevemente la escuela de pensamiento amilenarista. Podríamos decir que se remonta al siglo II cuando un filósofo proveniente de Alejandría (Egipto) llamado Orígenes, fue muy destacado por sus muchos escritos y sus profundas enseñanzas, que al corto plazo dejó huellas en la iglesia cristiana. El apego de Orígenes por la filosofía de Grecia, profundamente arraigada en Alejandría, mezclada con la herencia de enseñanzas apostólicas, creó el germen necesario para fusionar ideas y visiones distorsionadas del reino de Dios y de su perspectiva. Quizás el hecho más concreto fue el sacar a Israel del mapa profético y trasladarlo a la idea romántica y alegórica de que la iglesia era la “Israel espiritual”, enseñanza que  rápidamente se comenzó a propagar en los círculos oficiales de un cristianismo muy intelectual que dio paso a inconsistencias doctrinales básicamente en relación a la eclesiología (estudio de la iglesia) y la escatología (estudio de las ultimas cosas).

Mas tarde en el siglo IV, otro filósofo llamado Agustín de Hipona, tomó el legado de la escuela de Orígenes, y fusionando la filosofía con la teología, se convirtió en un fecundo escritor y maestro en los círculos del cristianismo oficial de aquel entonces. Su apego al método de interpretación de la biblia de manera alegórica, lo llevo a formar los pilares que hasta ahora sostienen a la iglesia de Roma. Nadie puede negar que Agustín fue el intelectual que sentó las bases de lo que hoy conocemos como iglesia católica apostólica romana. Su pensamiento amilenarista llevo a enseñar que el reino de Dios prometido en las escrituras judeo-cristianas, correspondía a la era de la iglesia y no a una idea futura de reinado literal de mil años como lo dice la biblia.

En el siglo XVI, los reformadores como Lutero, Calvino y Zuinglio, herederos de la escuela de Agustín, sin duda que fueron los protagonistas de la reforma protestante de 1517, aunque para ser justos, debemos precisar que ellos fueron quienes encendieron “la mecha de una dinamita” ya preparada por otros hombres en el pasado, como los afamados Juan Hus, Savonarola o Wycliffe.

En resumen, los reformadores nunca revisaron su teología respecto a asuntos de la iglesia y de la escatología, por lo tanto, mantuvieron de manera intacta la idea amilenarista desde Orígenes de Alejandría en el siglo III y de Agustin de Hipona en el siglo IV. Recordemos que las bases de la reforma se centraron exclusivamente en lo concerniente a la salvación por la fe. Es decir, La justificación por la sola fe, fue la esencia de la discusión durante el periodo de la reforma. Sin embargo, el resto de doctrinas se mantuvieron sin ninguna revisión ni modificación. Como sabemos, los reformadores también dejaron un legado pernicioso, pero que muy poco se habla en la actualidad, tales como, la practica del bautismo de infantes, la observancia de la eucaristía, el Monasticismo, el anti-semitismo (odio a Israel), y por cierto, la escuela de alegoría como método de interpretación de la biblia.

Pero volvemos a la pregunta inicial ¿Dónde está satanás en la actualidad? – Creo que debemos apelar a la fuente confiable y segura que nos suministra esta y otras respuestas. En primer lugar, es necesario recordar que la biblia ha de concebirse de manera literal, observando cuidadosamente la gramática, el contexto histórico-cultural de los escritos y su armonía en la correlación de enseñanzas. Estas cuatro reglas de interpretación nos permitirán volver a la fuente limpia de conocimiento y lejos de la filosofía espuria que los mal llamados “padres de la iglesia” incluyeron en el cristianismo oficial.

Entonces, con el legado “amilenarista” y su método de interpretación de la biblia, tenemos que, el reino de Dios se habría establecido en sentido espiritual a partir de la primera venida de Cristo; que satanás ya estaría atado, que el abismo simboliza el martirio y la prueba de satanás, y que ahora la iglesia debe esperar un periodo muy largo cuya alegoría serían los “mil años”.

¿Satanás está suelto?

Quienes creemos en un reinado milenial futuro, consecuentemente creemos que satanás aun esta suelto y ejerce influencia en este mundo presente. Obviamente, todo en el marco de una decisión soberana de Dios. Es decir, Dios sigue teniendo el control de todo aun en este periodo en que el diablo tiene el dominio temporal.

A continuación veamos algunos pasajes que confirman que el diablo aún no ha sido encarcelado como lo predice la biblia en Apocalipsis 20:1-3:

Satanás tiene actualmente el dominio o poder temporal sobre las naciones.

“Otra vez le llevó el diablo a un monte muy alto, y le mostró todos los reinos del mundo y la gloria de ellos, y le dijo: Todo esto te daré, si postrado me adorares” Mateo 4: 8-9

Satanás sabe que será atormentado y que le queda poco tiempo.

“Y clamaron diciendo: ¿Qué tienes con nosotros, Jesús, Hijo de Dios? ¿Has venido acá para atormentarnos antes de tiempo?” Mateo 8:29

“…porque el diablo ha descendido a vosotros con gran ira, sabiendo que tiene poco tiempo” Apocalipsis 12:12b

Pablo enseña que satanás sigue asechando y estorbando a los cristianos en la actualidad y que es una lucha diaria.

“por lo cual quisimos ir a vosotros, yo Pablo ciertamente una y otra vez; pero Satanás nos estorbó”1 Tesalonicenses 2:18

 “Vestíos de toda la armadura de Dios, para que podáis estar firmes contra las asechanzas del diablo. Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes… tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno” Efesios 6:11-16

Pablo enseña que satanás sigue engañando, que se disfraza como ángel de luz y que no debemos ignorar sus maquinaciones.

“Pero temo que como la serpiente con su astucia engañó a Eva, vuestros sentidos sean de alguna manera extraviados de la sincera fidelidad a Cristo” 2 Corintios 11:3

“Y no es maravilla, porque el mismo Satanás se disfraza como ángel de luz” 2 Corintios 11:14

“…para que Satanás no gane ventaja alguna sobre nosotros; pues no ignoramos sus maquinaciones” 2 Corintios 2:11

Pablo dice que satanás es el príncipe de la potestad del aire.

“…en los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire (satanás), el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia” Efesios 2:2

Juan dice que el mundo está bajo el dominio de satanás y engaña al mundo entero.

“Sabemos que somos de Dios, y el mundo entero está bajo el maligno” 1 Juan 5:19

“Y fue lanzado fuera el gran dragón, la serpiente antigua, que se llama diablo y Satanás, el cual engaña al mundo entero; fue arrojado a la tierra, y sus ángeles fueron arrojados con él” Apocalipsis 12:9

Pedro enseña que satanás anda como león hambriento buscando su presa.

“Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar” 1 Pedro 5:8

Estos textos entro otros, nos enseñan que satanás sí tiene influencia en el actual dominio temporal, y esto será así hasta que Cristo regrese por segunda vez. Evidentemente, si decimos que satanás ya fue encarcelado en la primera venida de Cristo, como lo afirman los amilenaristas, entonces todos los anteriores pasajes bíblicos citados, carecen de coherencia y quedan obsoletos.

Ahora bien, tratar de argumentar que estos pasajes de la escrituras se comprenden sobre la base de que la cadena con la cual satanás está atado es muy larga, y por eso el rango de acción e influencia que el mismo posee, honestamente, pasa a ser una verdadera parodia sin sustento. La verdad que nos debe satisfacer es que Cristo en su segunda venida encarcelará a satanás por mil años para que este no tenga influencia alguna sobre las naciones (Apocalipsis 20: 1-3).

Recordemos que al igual como en el tiempo de Pablo muchos enseñaban que profecías futuras ya se había cumplido, el día de hoy pasa exactamente lo mismo. Concebir el libro del apocalipsis como una profecía ya cumplida, o un libro de paralelismo progresivo, es complejizar la revelación que Dios amablemente nos ha dado a conocer. Valoremos el libro de apocalipsis y enseñémoslo con pasión y dedicación porque es Palabra de Dios que nos habla de lo futuro, de lo que vendrá muy pronto. Maranata!

PEL 08/2018

 

One Response to ¿DONDE ESTA SATANAS HOY DIA?

  1. avatar ALDUVIN PERDOMO dice:

    Que interesante ese artículo. Creo que las personas que defienden el a milenarismo están equivocadas de cabo a rabo. Hasta las hombres y mujeres que se han involucrado en los mas altos niveles del ocultismo, masonería, nueva era y todas esas doctrinas diabólicas y que han logrado con la ayuda de nuestro Señor Jesucristo salir de ellas, explican como Satanás esta en control de todo este Cosmos de Iniquidad. Debería de preguntarse: ¿Quien está detrás de la agenda gay?; ¿Quién está detrás de la agenda de la Ideología de Género?; ¿Quién está detrás de la emisión de leyes pro aborto?. La respuesta es obvia: SATANAS. Quien por los momentos está libre, solo que hay una sentencia condenatoria dictada en su contra, la cual es inapelable; porque el que la dictó no se equivoca. Génesis 3: 14 al 15. Con todo y que tiene una organización bien montada, no tiene ese atributo de nuestro ELOHIM, la omnipresencia. Pero lo cierto es que al parecer elige algunos lugares para establecer su trono, Por Ejm., Apocalípsis 2:13, dice: Se dónde moras: donde está el trono de Satanás. Y el papa Pablo VI dijo que Satanás había sido entronizado en el Vaticano en una ceremonia realizada por sus acólitos y que el olor a azufre aún se sentía en las instalaciones de dicho Estado Eclesiástico al momento que oficiaba una misa. Estos amilenaristas: deberías de estudiar bien a fondo no solo el Apocalípsis, sino que también el capítulo 28 de Ezquiel e Isaias 14. Que el Señor le bebdiga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *